Alquiler de Barcos en Belgica

Alquiler de Barcos en Belgica: Bélgica es un país miembro de la Unión Europea, situado en el noroeste europeo. El país cubre una superficie de 30.528 kilómetros cuadrados y posee una población de 11 409 077 habitantes. Su capital y ciudad más poblada es Bruselas.

 

Es un Estado multilingüístico con tres lenguas oficiales: el 60 % de su población, habla neerlandés, mientras que cerca del 35 % habla francés. Menos de un 1 % de los belgas vive en la Comunidad germanófona, donde hablan alemán, junto a la frontera al este del país. A menudo, esta diversidad lingüística lleva a severos conflictos políticos y culturales.

En Bélgica un lugar que no debe dejarse de visitar es la ciudad de Brujas. La importancia que le damos a esta ciudad es que es patrimonio de la humanidad ya que mantiene toda la esencia de sus habitantes en el s.XIII, los amantes de lugares con historia no deben perderse esta maravillosa ciudad con edificios gótico medievales que han permanecido allí ya que la ciudad no ha sido destruida por ninguna guerra desde que se construyó.

A parte de este interés histórico por la ciudad, es buen comienzo para hablar de las costas belgas. Pueden preguntarse: ¿Bélgica tiene playas?, pues sí. Existen 70 km de costa belga con tramos salvajes, desiertos, pero también zonas turísticas. Bélgica tiene un continental templado, inviernos fríos y lluviosos y veranos húmedos y templados.

Una de las zonas turísticas más importantes para el turismo internacional como es De Panne y otro más casero y menos concurrido como es Ostende. Hay que resaltar que la oferta de turismo de playa de Bélgica no es nada comparable con otros lugares ofertados y sobre todo, a parte del bañador y la colchoneta de playa, no se debe olvidar alguna prenda de abrigo como una chaqueta ya que allí ¡no se sabe que temperatura te puedes encontrar!

Hoy en día la ciudad tiene atractivos culturales como son sus catedrales y edificios mantenidos de la época, como en Brujas, pero aún así no es la fuente de interés. En este caso son sus playas y el puerto..

Un atractivo importante de la ciudad de Ostende es su puerto, como se ha comentado, ya que tiene un encanto excepcional, sin olvidarse de una visita al Merkator. El Merkator es un navío que se conserva en estado original y alberga un museo náutico donde puede encontrarse objetos traídos de viajes alrededor del mundo. ¿Qué tesoros albergará? Habrá que visitarlo.

La playa, de arena blanca, como las que podemos encontrar en la costa mediterránea tiene dimensiones considerables en Ostende y también agua fría. El viento es bastante normal y por esa razón la playa tiene como unos separadores de tela donde la gente puede tumbarse sin que le moleste la arena traída por el aire.

Alquiler de Barcos en Belgica: Una excursión distinta y un poco fuera de lo común para realizar en Bélgica es viajar a conocer la costa belga. Allí no nos encontramos los bonitos canales de Gante o Brujas, ni los señoriales edificios de Bruselas o Amberes. Allí nos encontramos con pequeñas localidades costeras con mucho encanto, de esas que aumentan comprensiblemente su población cuando llegan las buenas temperaturas. Con una desalinizadora abordo nunca con problema de agua.

Bélgica está bañada por el mar del Norte, aunque tiene relativamente poca playa. Sólo 68 kilómetros de costas, las cuales pueden recorrer con un tranvía que recorre toda la costa, convirtiéndose con esos 68 kilómetros en el tranvía más largo del mundo.

El Kusttram (nombre por el que se le conoce) recorre los 68 kilómetros de costa belga desde la localidad de De Panne, muy cerca de la frontera francesa, hasta Knokke, situado casi en Holanda. El trayecto cuenta con 70 paradas, y realizarlo entero cuesta algo más de dos horas.

 

Bélgica es una de las grandes cunas del chocolate. Todo el mundo ha oído hablar de él, además es uno de los mejores lugares para conocer su historia pues la la ciudad encontramos varios maestros chocolateros. Los Belgas producen unas 172.000 toneladas de chocolate. Se vende por todas partes.

Además disponen de grandes museos, así como ferias del chocolate o grandes tiendas donde poder surtirse a placer de este gran manjar. Para todos aquellos amantes del dulce sin duda es una de las ciudades a visitar-

 

Si nuestra intención es visitar las playas de Bélgica tenemos que dirigirnos a la provincia del Flandes Occidental, en la que podemos encontrar algunos destinos bastante populares en la región como pueden ser De Panne, Blankenberge o Nieuwpoort. Año tras año las blancas arenas de estas playas, bañadas por el Mar del Norte, hacen las delicias de aquellos turistas en busca de sol y relax.

 

Un dato curioso es que el primer yate de la historia se construyó en De Panne en 1898. Fue fabricado por los Hermanos Dumont, y desde siempre el Campeonato Europeo de Regatas se ha venido celebrando aquí.

 

Sus playas son de pendiente suave, sin grandes caídas, las olas son perfectas para disfrutar de un día de playa con los niños. También cuenta con un hermoso paseo marítimo desde el que es posible disfrutar de unas magníficas vistas de la playa, dicho paseo se halla rodeado de cafeterías, bares, tiendas y restaurantes.

 

De Panne es quizá uno de los destinos más atractivos de la costa de Bélgica, ello es debido principalmente a su proximidad con la frontera francesa, lo cual la convierte en un punto de interés y fácil acceso para los turistas del país galo. Además también resulta muy fácil acceder a esta localidad a los visitantes del resto de Bélgica, así como del resto de Europa, puesto que está directamente conectada con la estación central de Bruselas, por lo que el acceso desde la capital resulta sencillo.

Blankenberge es la ciudad costera belga más famosa del país. Es muy popular para los veraneantes o para pasar un día de playa ya que es muy fácil llegar hasta ella en tren, sobre todo desde el centro de Bélgica.

 

Si estás interesado en Bélgica, visita esta página, aqúi podrás descubrir cómo hacerlo de la manera más original y divertida de todas. https://charter.argonautica.es/es